sábado, 31 de diciembre de 2011

"65 discos indespensables del 2011" (Parte 6) (3-1)

3) ARCTIC MONKEYS - "Suck It And See"
Indie rock/Psicodelia


¿Por qué?


De la salida de ese debut titulado "Whatever People Say I Am, That's What I'm Not" ya han pasado más de cinco años. Los Arctic Monkeys de entonces, recién salidos de la adolescencia, aportaban su granito de arena al indie rock que se encontraba en alza en esos momentos con sus melodías pop y una actitud propia de un grupo cualquiera del momento. Así como casi cualquier grupo "del montón" podrían haber continuado con aquella actitud, decidieron cambiar. Con la salida de "Humbug" ya apuntaban los tiros hacia otro rollo, más psicodélico, oscuro, algo agresivo y con pocos rasgos de música pop. Podríamos habernos parado en ese disco y decir "será una excepción para llamar la atención", pero no. "Brick By Brick" fue primer adelanto de "Suck It And See", una canción que se acerca bastante al sonido inicial del grupo pero con alicientes setenteros e incluso un solo de por medio.

"Don't Sit Down 'Cause I've Moved Your Chair", segundo single. A los pocos segundos de comenzar a escuchar esta canción ya nos topamos con un riff tremendamente pesado (para un grupo como ellos, claro), potente y oscuro, en el que se puede apreciar alguna que otra influencia de bandas como Black Sabbath. Si bien este single no define a todo el disco, sí define el cambio que se ha pegado el grupo en los últimos años a le perfección. Podría ser "la canción del cambio".

"Suck It And See" es en definitiva un álbum tremendamente completo, con canciones quizás más movidas que las del "Humbug", algo más pop, pero también más elaborado y más "adulto" por así decirlo. Tiene temas que pueden rozar el soul si nos ponemos exquisitos. La madurez y el rasgo que esperemos que defina a Arctic Monkeys en adelante está aquí, la esencia de un grupo que ha evolucionado de una manera abrumadura con el paso del tiempo.

DESTACABLES: "Don't Sit Down 'Cause I've Moved Your Chair", "Love Is A Laserquest", "Suck It And See" y "The Hellcat Spangled Shalalala".

2) MASTODON - "The Hunter"
Sludge metal progresivo


¿Por qué?


"Crack The Skye", penúltimo disco de Mastodon, marcó otra etapa para el grupo. Otra etapa en la que se le dio más importancia a las melodías y menos a los "gritos" y la agresividad del "sludge metal". La genial "Oblivion" con la que abre el disco y su pegadizo estribillo demuestran con más facilidad todo lo que quiero decir. Aunque el disco daba un lavado de cara al grupo, su esencia seguía allí, en canciones como "Ghost Of Karelia" por ejemplo. Para abreviar un poco, pongamos como base que la música experimental, lo melódico y a la vez la capacidad incrustar estribillos pegadizos en medio de canciones con inmundas y pesadas progresiones se apoderó un poquillo de ellos sin llegar al punto de consumirlos.

"Crack The Skye", un disco de 7 canciones (dos de de más de diez minutos), dio paso a "The Hunter", con 13 breves cortes (ninguno llega a los 6 minutos). Aunque las cosas no se juzgan por su portada, ya viendo su nuevo diseño nos podemos percatar un poco de que se han dado otro aire aunque sin perder esa habilidad que tienen para crear  mitologías paralela, presente desde su primer disco y que nunca han abandonado.

Ya que no quiero escribir una tesis sobre el disco, intentaré ser breve. Si os ponéis el disco podréis escuchar a un grupo de metal progresivo y sludge creando canciones casi pop (quizás muy fuerte decir pop, pero no encuentro otra palabra) y fabricando estribillos melódicos bajo una percusión esquizofrénica e inquieta (destacable como siempre el trabajo de Brann Dailor). No os defraudará, a no ser que seáis muy cerrados de mente. Es un paso adelante más para Mastodon y su creatividad y además una forma de digerir sin problemas el sludge, porque al fin y al cabo, y a pesar de lo que he dicho, es un disco de metal progresivo, de sludge, como siempre, pero con sus respectivos y geniales condimentos.

DESTACABLES: "Black Tongue", "Blasteroid", "All The Heavy Lifting", "Spectrelight", "The Sparrow" y "Curl Of The Burl".


1) FOO FIGHTERS - "Wasting Light"
Rock alternativo/Rock and roll


¿Por qué?

Nadie puede negar que Foo Fighters ya es una banda emblemática dentro del rock de los últimos años. Casi todos sus discos son muy buenos aunque algunos quizás algo desmerecidos. Sus últimos álbumes puede que se alejen del sonido que querían hacer en un principio, más noventero y con algún que otro rasgo grunge y se vayan más hacia el hard rock, pero como todo lo bueno siempre llega cuando menos lo esperamos nunca hay que perder la esperanza. Y es que si Foo Fighters continuaran en la línea de "Echoes, Silence, Patience & Grace" y "In Your Honor" no creo que llamaran la atención de ninguna manera. Este año fue su año, un año para volver al pasado y deshacerse de las exquisiteces de grabar en grandes estudios y con sofisticados ordenadores y avances de todo tipo. Dave Grohl se quitó la poca pijería que le quedaba y la arrojó por el sumidero. Pat Smear volvió al grupo, Butch Vig a los mandos de la producción (justo veinte años después de grabar el Nevermind con Nirvana) y las cintas análogicas de grabación poblaron el garaje de Dave. Sí, un disco grabado en un garaje y con cintas análogicas, en pleno 2011.

Cuando el videoclip de "White Limo" aterrizó en nuestras pantallas probablemente más de uno se quedó acojonado o con cara de sorpresa. Un clip en el que Lemmy Kilmister de Motörhead conducía una limusina atropellando gente mientras Dave se dejaba las cuerdas vocales en una canción sin sentido aparente no era lo más normal del mundo, y menos siendo grabado en VHS. Después llegó "Rope", y ya cambió la cosa. El estribillo pop tremendamente pegadizo de esta canción (con videoclip en VHS también) nos dejó muy claro que el disco iba a ser un "remember" en toda regla.

Y salió el trabajo, allá por abril. Simplemente con darle al play y escuchar esa enérgica y bestial "Bridge Burning" muchos ya dijimos: esto era lo que llevábamos buscando años y años. Para no dejarse llevar por la primera impresión que da esta canción simplemente hay que pegarle un repaso a todo el disco. Baladas con un montón de trasfondo y carga sentimental como "I Should Have Known" (con Krist Novoselic al bajo), canciones repletas de puro rock & roll y nostalgia, trallazos crudos (la ya citada "White Limo") e incluso algún que otro tema que nos puede acercar a sus dos últimos discos como podría ser "Back & Forth".

Con toda la seguridad del mundo puedo decir que "Wasting Light" es el mejor disco del año. Un disco repleto de toda clase de sentimientos que podría ser escrito tranquilamente en los años 90. No aburre en ningún momento. No se hace pesado. Es entretenido, es fresco, es rock & roll!

Podéis leer haciendo click AQUÍ el análisis que ha hecho Javi del álbum.

DESTACABLES: ¿Todas? Escuchadlo si no lo habéis hecho, es lo único que puedo decir.

Ver el resto del ranking:
Parte 1 (65-45)
Parte 2 (44-30)
Parte 3 (29-20)
Parte 4 (19-10)
Parte 5 (9-4)

No hay comentarios:

Publicar un comentario